No hay productos seleccionados

CAPILLA BISHOP SELWYN, EL LUGAR SAGRADO SE ILUMINA DE PAN DE ORO.

Un lugar de recogimiento para la comunidad australiana.

La Capilla Bishop Selwyn es un edificio sagrado situado entre la Catedral de la Santísima Trinidad y la Iglesia de Santa María, dos iglesias históricas consideradas el “centro espiritual” para la diócesis anglicana.


Los dos edificios religiosos se encuentran en Parnell, un barrio residencial de Aukland, en Nueva Zelanda. La construcción es el fruto de un proyecto seleccionado por un jurado que se reúne específicamente para poder elegir una de las cuatro propuestas de los mejores arquitectos del país.

La Capilla Bishop Selwyn está pensada como un espacio sagrado y elegante, que será el punto de referencia para la comunidad y los visitantes en los próximos años. El proyecto prevé que, desde el exterior, lo que más resalte sea la presencia de un techo dorado. El fuerte impacto visual que el techo provoca se debe tanto al color dorado gracias al pan de oro de Giusto Manetti Battiloro como a la presencia de cristaleras que reducen al mínimo la percepción de la estructura, permitiendo una fuerte penetración de la luz natural. Quien lo mira tiene la impresión de estar suspendido en el aire sobre una caja de cristal.

Mediante el accionamiento de un mecanismo interior, la caja de cristal se abre directamente hacia el jardín adyacente, en el lugar sagrado. Más allá del jardín, resalta una cruz contemporánea de 8,4 metros de altura, diseñada por el artista Neil Dawson y un columbario situado detrás de la cruz. De este modo, se invita al visitante a mirar fuera de la Iglesia, hacia el exterior.

Sin embargo, el interior es un espacio íntimo de diseño minimalista que puede recibir hasta 120 personas, con la posibilidad de adaptar la superficie a las diferentes necesidades. La estructura es considerada uno de los espacios para la celebración de bautizos, bodas y otras ceremonias de tipo religioso.

En su diseño, el arquitecto Fearon Hay ha desafiado la idea de un espacio de culto introspectivo. Las cristaleras se abren de tal modo que permiten una interacción entre la catedral y la comunidad, y poder, así, considerarla como un lugar de recogimiento y de culto.


Capilla Bishop Selwyn en Nueva Zelanda

Capilla Bishop Selwyn en Nueva Zelanda


security-shield-lock-128

Informativa Cookie

Al continuar navegar por nuestro sitio, usted acepta el uso de cookies para medir la audiencia de nuestro sitio web y proponer contenidos adaptados a sus centros de interés. Haz clic aquí para saber más

Acepto